• Cambiar contraste

    Contraste

  • Reducir tamaño de fuente Tamaño de fuente normal Aumentar tamaño de fuente

    Tamaño de fuente

Detalle prensa

28-04-2022

Noticia

Las “Estafas amorosas” aumentan tras pandemia

Un aumento del 180% en la cantidad de denuncias registró la Policía de Investigaciones entre el 2020 y el 2021, con relación a los delitos de estafas realizados a través de aplicaciones móviles de citas.


Más allá de la cantidad de casos que llegan a conocimiento de la Policía Civil mediante la denuncia formal del delito, las cifras analizadas por la Brigada Investigadora del Cibercrimen Metropolitana (Cibermetro) confirman lo que los Detectives perciben en su trabajo diario: un aumento en las estafas que utilizan las aplicaciones de citas más frecuentes en nuestro país: Tinder, Facebook Citas y Badoo.

En concreto, se registraron 10 denuncias en 2020 y 28 en 2021. Esto es 1,8 veces más o, desde otro punto de vista, casi el triple de casos. Entre enero a marzo de 2022 se han recibido 2 denuncias.

La cifra real puede ser mayor: “nosotros sostenemos la hipótesis de que existe una cifra negra, porque hay personas que simplemente no denuncian al sentir vergüenza por haber sido engañadas o vulneradas”, explica el subcomisario Julio Vargas del Cibermetro.

Agrega que también influyen los montos recuperados, donde las personas, además del miedo a la crítica o escarnio de sus pares, ponen en la balanza el daño sufrido y el tiempo que deberán invertir: “Si bien han transferido dinero, al no ser una cifra considerable omiten hacer la denuncia para no someterse al tema legal”.

En cuanto al modus operandi, explica que se trataría de una “mutación del engaño amoroso que en el espacio digital comenzó hace bastantes años, cuando comenzaron a circular correos electrónicos de un falso soldado”.

En su base, se trata de una “puesta en escena donde los ciberdelincuentes cuentan una historia que pueda ser creíble, que los haga ver vulnerables”. Para estos fines aluden a una enfermedad, propia o de un familiar, el riesgo inminente de perder la casa, pero también la necesidad de comprar pasajes para ir a visitar a la persona que han conocido a través de estas aplicaciones. Con  este objetivo, se crean perfiles falsos usando fotos e historias copiadas de otros sitios de Internet o de la misma plataforma de citas.

Pero la delincuencia siempre va mutando y buscando nuevas oportunidades, como lo que ocurrió hace dos años con un nuevo escenario mundial. “Con la pandemia se dio un alza porque la gente dejó de reunirse físicamente. Lo más práctico era recurrir a cualquier elemento digital donde se pudiera interactuar con personas y, para quienes querían conocer a otra persona, a los sitios que ofrecen esta posibilidad”.

 

Frente a este tipo de engaños, el subcomisario Vargas, entrega algunas recomendaciones importantes para aplicar  incluso desde el momento de interactuar por primera vez con un nuevo contacto.

1.- Identificar las señales de alerta.

- Realizar una búsqueda en Internet para verificar si la historia o la foto usada en el perfil del usuario en la aplicación de citas, tiene comentarios negativos o denuncias.

- Si al chatear hay problemas de redacción puede indicar que la otra persona está utilizando textos mal traducidos o que está conversando con varios usuarios al mismo tiempo, copiando y pegando los mismos mensajes.

- Si desde los inicios de la conversación la otra persona se muestra más interesada en contar sus problemas económicos y necesidad de conseguir dinero para solucionarlos, puede indicar que estamos frente a una potencial estafa.

2.- Nunca seguir un enlace (link) sin verificar.

No solo en aplicaciones de citas, sino que también en cualquier aplicación móvil, se recomienda nunca seguir enlaces sin verificar. En caso necesario, ir al sitio digitando su nombre en la barra superior del navegador. A través de estos links los cibercriminales pueden tratar de implantar un virus, programa para capturar imágenes o tomar control de las cámaras de un dispositivo electrónico.  Este último mecanismo se vincula también a las estafas del tipo extorsivo, dirigidas principalmente a hombres, conocidas como “sextorsión”.

3.- No cambiar de plataforma.

Rechazar las invitaciones para continuar la conversación en otras aplicaciones de mensajería. Esta estrategia es usada por algunos estafadores para disminuir las posibilidades de ser rastreado tras la comisión del delito.

4.- En caso de estafa, hacer la denuncia.

Esta es la única forma en la que la PDI, en coordinación con el Ministerio Público, puede iniciar una investigación. Es importante reunir la mayor cantidad de pruebas y antecedentes como capturas de pantalla, url del perfil, número de teléfono, número de cuenta para la transferencia y cualquier otra información de utilidad

En los casos que no se haya concretado el delito, se puede aportar antecedentes o solicitar orientación al correo [email protected]